viernes, octubre 15, 2004

Silencio, por favor...

Hoy quiero robarles unos segundos de su vida para presentarles al nuevo integrante de Córnea Digital: Chuchín, el divino Feto. Podrán visitarlo si recorren la página hacia abajo y miran del lado derecho, después de los botones. Lo encontré (¿el me encontrí a mí?) un día en que mis paseos por la web me llevaron hasta el FetusMart, su ubicuidad y omnisapiencia me enamoraron al instante; de ahora en adelante su gentil brillo en el interior del pequeño tanque de formol me dará paz en mis momentos de ansiedad y depresión.

¡Gracias Chuchín!

1 comentario:

Cotiledonia dijo...

aqui, nomas visitando... saludos